Estalló la polémica: Según C5N, el kilo de asado se estabilizó pero en Neuquén tocó los $1.000

0
1


Usuarios, militantes y trolls opositores estallaron en Twitter por los zócalos de C5N y la diferencia con el relato de un carnicero. A su vez, adelantó que «el precio del asado se estabilizó» pero desde Neuquén informan que ya está $1.000.
Continúa la disparada de precios, que favorece al Estado Nacional (la inflación funciona como impuesto que permite mayor recaudación) y licúa gasto público y salarios.
Si bien desde la Casa Rosada insisten que van a empezar a trabajar para estabilizar el precio de la carne, alguien debería notificar a los funcionarios que los precios ya volaron y cada vez se hace imposible que una familia pueda comprarla. No es casual que aumente la venta de productos a base de harina aumenten a medida que caen verduras y carne.
Lo insólito es que el canal oficialista C5N intente mostrar una cara positiva a tamaños aumentos. Peor aún mientras está hablando un carnicero, que cierra diciendo: «Fijate todo el tiempo que estuvimos hablando y no entró siquiera un cliente».
De acuerdo al influyente medio patagónico, La Mañana, de Neuquén, el precio del kilo de asado está tocando los $1.000.
«Hoy el kilo de asado se comercializa entre los 900 y 970, pesos dependiendo la calidad y el barrio donde se encuentre la carnicería, después de constantes aumentos que sufrió el producto durante los últimos meses. El último fue de 30 pesos por kilo y disparó el precio de todos los cortes», alertó el medio.

“Yo pagué 495 el precio de la media res y lo remarcó con el 40 por ciento, aunque hay quienes que le suman más”, explicó Andrés López, un comerciante de la calle República de Italia que tiene despensa y carnicería.

López explicó que los recargos que le tienen que poner al costo se deben a varios factores y uno principal: el peso neto de la media res nunca se vende completo. “Hay que descontarle los huesos, la grasa y hasta los cortes que la gente no los compra porque no son de estación”, indicó.

La crisis es tal que López contó que muchos carniceros de Neuquén comparten un grupo de WhatsApp donde analizan los precios de la carne que venden y los posibles aumentos. “Si recorrés las carnicerías de Neuquén no vas a encontrar mucha diferencia de precios. Yo el asado lo tengo en 900 pesos; hay algunos que lo están vendiendo a 980. En esa franja está la mayoría. Todo lo que es pulpa está en el rango de los 600 y 680 pesos. Es una locura, pero es así”, se lamentó.

Comentários no Facebook