La derrota del Frente de Todos impactó en la CGT y temen el avance de Cristina Kirchner en el Gobierno

0
0

La paliza que sufrió el Frente de Todos en las PASO impactó en la Confederación General del Trabajo (CGT). Motivada por el temor de que la debacle electoral ocasione el avance de Cristina Kirchner en el Gobierno, la cúpula cegetista imagina convertir un encuentro con gobernadores y funcionarios previsto para la semana próxima en un debate para resistir al kirchnerismo.

Los sindicalistas que manejan la CGT sienten que no quedaron dañados por la derrota del oficialismo porque la Vicepresidenta los excluyó de las listas de candidatos y creen que ahora hay espacio para que “vuelva el Alberto Fernández de los primeros tiempos”, cuando, menos condicionado por su jefa política, buscaba un pacto social y aliarse con gobernadores, intendentes y dirigentes gremiales.
“Sería un error que se pagará en las elecciones de noviembre si el Gobierno cambia hacia políticas más fundamentalistas como quiere Cristina”, afirmó a Infobae un referente de la CGT, que consideró “injusto” atribuirle al Presidente toda la responsabilidad por el mal resultado electoral.

Para otro encumbrado dirigente sindical, “lo que tendría que hacer Alberto es llamar a una concertación socioeconómica y apostar al diálogo tripartito para bajar la inflación, como paso previo a un acuerdo con el FMI”.
Ambos coincidieron en que luego del domingo negro del Frente de Todos en las urnas también entró en revisión el acto de la CGT por el Día de la Lealtad Peronista que está previsto para el lunes 18 de octubre, con la participación de los movimientos sociales. En la central obrera ahora dudan de que muchos sindicatos hagan esfuerzos por movilizar a sus afiliados en medio de una nueva realidad política en donde el oficialismo se encamina a perder poder dentro de dos meses.

Lo que quedó en pie, hasta ahora, es un encuentro que se realizará la semana próxima en San Miguel de Tucumán para lanzar una plataforma de formación profesional que permita capacitar en distintos oficios a trabajadores del sector informal. Es una iniciativa del Gobierno, con financiamiento del Banco Mundial, pero ante la debilidad en que quedó el Presidente por la derrota electoral está tomando otro cariz: en la CGT imaginan convertirlo en un enclave peronista para resistir una ofensiva de Cristina Kirchner dirigida a intervenir el Gobierno y quitarle más poder a Alberto Fernández.
Allí confluirán ministros cercanos al Presidente como Claudio Moroni (Trabajo), Matías Kulfas (Desarrollo Productivo), Gabriel Katopodis (Obras Públicas) y Juan Zavaleta (Desarrollo Social) y gobernadores del PJ como Juan Manzur, el anfitrión; Sergio Uñac (San Juan), Oscar Ahuad (Misiones) y Ricardo Quintela (La Rioja), entre otros. Por la CGT estarán su cotitular Héctor Daer (Sanidad), Andrés Rodríguez (UPCN), Gerardo Martínez (UOCRA) y José Luis Lingeri (Obras Sanitarias).

La idea es aprovechar el encuentro para “hablar de política”, aseguran en la central obrera, pero el telón de fondo será la necesidad de respaldar al primer mandatario y de frenar un avance de Cristina Kirchner en el Gobierno. Sobrevolará en ese encuentro el mismo espíritu del primer viaje de Alberto Fernández como presidente electo, que se hizo a fines de octubre de 2019, a Tucumán.

Comentários no Facebook